miércoles, 24 de septiembre de 2008

A PENSAR EN EL PINCHA.

Hoy por la mañana nos dimos una vuelta por el Alfredo Ramos para presenciar la habitual practica de los miércoles, dónde se hace futbol de 11 por primera vez en la semana, y generalmente se define el equipo titular para el cotejo venidero.

Una de las curiosidades pasaba por ver quién ocuparía el lugar del lesionado Acuña. Pensamos que podía ser el turno de Adrián González o Seba Camargo. Por lo menos en el partido de hoy el técnico probó con Nico Calandra, quien ya había estado en el banco de relevos esta temporada (aunque sin ingresar).

Le preguntamos a él por esta situación, y nos respondió que el técnico lo puso hoy pero no le dijo nada acerca del partido del sábado próximo. Que el puesto se va a decidir recién el viernes, y que estaba muy contento de haber integrado el equipo titular en el entrenamiento.

Cruzamos algunas palabras también con Javi Castro y con Gaby Caiafa.

El mendocino, a pesar de haber entrado como suplente los últimos partidos, no ocultaba su enorme alegría por hacerlo en su posición "natural", es decir como puntero izquierdo. "Yo juego de lo que me ponga el técnico, pero yo en verdad soy delantero, y ahí me siento bárbaro, fue un placer jugar ahí. No te imaginás". Para los hinchas también fue un placer verte Javi.

El "loco" ya nos tiene acostumbrado a sus "salidas". Esta vez nos dejó la frase del día: "Estoy haciendo la pretemporada más larga de la historia". Recordemos que Gabriel estuvo un año y medio sin jugar por una grave lesión en su rodilla, sufida en su escursión venezolana, y que es la primera vez que juega en un equipo de la B metropolitana. Según nos comentó en otra oportunidad, fue él quien le pidió al cuerpo técnico que no lo convoque por un par de fechas, hasta que adquiera más ritmo de juego (recordemos que no hizo la pretemporada y fue el último en integrarse); pero con la que viene van a ir cuatro.....

También estuvimos con el goleador Leandro Martínez y con Martín Avalos. Escuchá lo que dijeron:

video

Lea no dejaba de lamentarse por el gol que se perdió en el primer tiempo. "Te juro que estaba seguro de que entraba. No sé cómo me la tapó el arquero."

video

Martín estaba, al igual que sus compañeros, muy triste por los insultos que recibió al finalizar el partido con Central Córdoba. Le aclaramos que ello fue producto sólo de un grupito de 4/5 personas, y que la hinchada de Comu alienta siempre en las buenas y en las malas (basta ver la manera conmovedora de como despidió al equipo tras la derrota del sábado). Si bien reconocemos que no está pasando por su mejor momento futbolístico, nos consta, por verlo muy seguido en los entrenamientos, que Martín se mata en cada uno de ellos, y que además es un tipo bueno y sencillo.